top of page

Repetición en la práctica de español

La repetición forma parte del proceso de aprendizaje del ser humano. Igualmente sucede con el aprendizaje del español. Veremos en qué consiste esta repetición y cómo podemos aumentar nuestra eficiencia en el aprendizaje sin necesidad de hacer actividades tediosas.


Repetición de elementos en ballet

En esta entrada vamos a exponer 4 situaciones en las que aparece la repetición como forma de aprendizaje. Explicaremos de qué manera sucede la repetición, durante cuanto tiempo dura y los efectos finales que produce en la adquisición del español.


1.- Repetición a través de la exposición o la vivencia.

Este proceso de adquisición del lenguaje es el que tiene lugar de manera natural cuando aprendemos nuestro idioma materno. En este caso la repetición no es estructurada ni secuenciada, sino que el individuo (bebé, niño, adolescente, joven, adulto, etc…)  aprende nuevas palabras por su progresiva aparición en su día a día.


Pasará de comenzar a comprender, y utilizar rudimentariamente, palabras como “papá”, “mamá”, “agua”, “sí”, “no”; a otras más complejas como “beber”, “caminar”, “jugar”, “naranja”, “leche”, etc. Este proceso dura años. Es más lento entre los 0 y 2 años de vida, y se acelera progresivamente en cuanto el niño comienza a interactuar más activamente con su entorno, principalmente familia y amigos. La consecuencia final de esta repetición de palabras en contextos reales es la adquisición de la lengua.


Aprender español en el día a día

Siempre y cuando, como adultos, podamos reproducir al máximo esta situación natural, cuanto más cerca estaremos de generar en nuestro cerebro las condiciones ideales para una adquisición del lenguaje. Ya en las entradas del blog “Inmersión lingüística en español: beneficios y dificultades” y “Cómo podemos comprender mejor español” explicamos qué podemos hacer concretamente para acercarnos a esta situación.


2.- Repetición mediante la práctica tradicional.

Este proceso de aprendizaje es el modelo por el cual pasan la mayoría de estudiantes de una segunda lengua. En este caso la repetición es sistemática, organizada y descontextualizada. Puede durar desde varios años a toda la vida. Dependiendo de cómo sea esta práctica, la persona puede acabar teniendo un dominio básico del español, pero en la mayoría de los casos, no pasará de conocer muchas palabras de vocabulario sin ser capaz de interactuar en situaciones reales básicas.

Una práctica común en este contexto son las actividades de rellenar huecos en frases, la memorización  de listas de verbos o el estudio de estructuras gramaticales realmente complejas para la comprensión. Pero ¿es esta práctica verdaderamente efectiva?

Ejercicios de rellenar huecos

Desde el punto de vista tradicional de la enseñanza y el aprendizaje, este es el camino más rápido y directo para el dominio de la materia. Desafortunadamente, el aprendizaje de un nuevo idioma necesita de muchos más mecanismos que nada tienen que ver con las actividades tradicionales. De este modo, se olvidan del factor determinante para el aprendizaje de un idioma que es el proceso de adquisición del lenguaje, y más concretamente, la cantidad de input comprensible que hay en la práctica.


3. Repetición basada en el input comprensible.

Algunos ejemplos de práctica eficiente con alto contenido de input comprensible han sido explicados en las entradas del blog “Cómo escuchar español para mejorar mi comprensión” y “Leer para mejorar mi español”. Es importante remarcar que, a falta de la posibilidad de una inmersión lingüística, esta práctica es la siguiente más eficiente para una adquisición elevada.


Esta repetición es organizada y contextualizada. En ocasiones, es recomendable que también sea secuenciada. Esta secuencia consiste en seleccionar, incialmente, materiales menos complejos y accesibles, como por ejemplo lecturas simples de libros infantiles, audios cortos con transcripciones o vídeos con subtítulos. Posteriormente pasaríamos a materiales más complejos como libros de niveles adaptados,  páginas web, vídeos de YouTube o series y películas.


Input comprensible del español

Se necesitan entre 4 y 5 años para alcanzar un nivel intermedio / alto utilizando esta práctica de manera regular. Teniendo en cuenta los estudiantes de mi contexto, práctica regular significa realizar de unas 2 a 3 horas semanales de actividades con alto nivel de input comprensible. Además, combinado con viajes a países hispanohablantes e interacción con nativos. El resultado final es la posibilidad de realizar conversaciones sobre todo tipo de temas, comentar series y películas, al igual que hablar de su vida personal, familiar y profesional con total naturalidad.


4.- Repetición automática.

Este modelo tradicional se muestra verdaderamente efectivo en prácticas puramente memorísticas; listas de ríos en geografía, los elementos de la tabla periódica en química; así como en movimientos técnicos en deportes como el golpeo de derechas en el tenis, la zancada en el atletismo o el bateo en el beisbol.

 

En lo que respecta al aprendizaje del español, algunos ejemplos de este estilo son la memorización de las terminaciones de los verbos para “yo, tú, el, nosotros, vosotros, ellos” (Cuadro 1), las listas de los verbos irregulares o los números del 1 al 100. En este caso la repetición es sistemática y descontextualizada. El tiempo que requiere es elevado y los beneficios a largo plazo son reducidos.


Lista de vocabulario en español

Cuadro 1: Ejemplo de listas de vocabulario con diferentes verbos en presente.


Un ejemplo que muestra a las claras los resultados de esta forma de aprendizaje es lo que yo denomino como “El efecto eh…” . Este fenómeno se presenta cuando un estudiante recibe una pregunta en español. Incluso ante preguntas básicas como “¿Qué hiciste el fin de semana” o “¿Qué vas a hacer mañana?”, su primera reacción es la duda y el análisis de datos en su cerebro. Comienzan a procesar en su mente todas las listas de vocabulario aprendidas para intentar responder con una frase gramaticalmente perfecta. Aunque finalmente puedan contestar, la conversación tendrá poca duración ya que el otro interlocutor se sentirá incómodo ante los tiempos alargados de "Eh...eh...".


Viendo que existen diferentes formas de repetición en la práctica del español como lengua extranjera, mi conclusión sobre esta exposición es la siguiente ¿Es la repetición importante? Sí, muchísimo. ¿Cómo debemos realizar esta repetición? De manera regular, contextualizada y secuenciada. ¿Qué repetición es más recomendable? Aquella que se produce como parte de prácticas inmersivas, aproximándonos lo máximo posible a la adquisición natural del idioma. ¿Qué repetición debo evitar? Evita la práctica repetitiva descontextualizada, ya que no favorece la fluidez de tu aprendizaje ni la adquisición del lenguaje.

22 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page